Pauline x No Curves

Lo estándar no es suficiente

Los trabajos de pintura personalizados en las mountain bikes suelen hacerse para acentuar el diseño industrial de una bicicleta, celebrar una victoria o complacer al patrocinador de un equipo expresando un nivel de formalidad. Al menos, ese es el procedimiento estándar.

Sin embargo, para gente como Pauline Ferrand-Prévot, que cree que todo es posible, lo estándar no es suficiente.

Pauline rara vez necesita una presentación. Pero el palmarés de esta 6 veces Campeona del Mundo solo cuenta una cara de su historia. Esta colaboración particular para sus Fourstroke y Twostroke, las dos bicicletas del equipo, pretendía articular su verdadera identidad, dentro y fuera del ciclismo. Ella destaca que es cándida. Se necesitaría una persona única para poder capturar esta esencia.

NO CURVES, cuyo nombre real sigue siendo un misterio, entra en escena. El artista afincado en Milán era exactamente la persona adecuada para reforzar la conexión natural entre esta gentil pantera y su bicicleta. El hilo conductor de la obre de NO CURVES es su habilidad para interpretar una identidad a través del vinilo y los gráficos nítidos.

El proceso de diseño comenzó con una bola curva, ya que NO CURVES lanzó una serie de preguntas a la corredora francesa, de 29 años, a las que tuvo que responder rápidamente con imágenes.

Armado con estas respuestas, NO CURVES entró en el estudio para desarrollar un diseño que se ajustara a su lienzo más restrictivo hasta la fecha: el cuadro de una bicicleta. “Te enfrentas a esta extraordinaria contradicción que es una bicicleta BMC, diseñada con un increíble software digital, pero que en última instancia ha sido creada de forma artística y artesanal.”

Pone de manifiesto que la tecnología, por muy perfecta que sea, sigue necesitando la creatividad y la intuición de los humanos.

No Curves

El proceso continuó con el diseño de alto concepto que cobró forma en colores, ángulos y dimensiones meticulosamente categorizados para ilustrar tres elementos principales: Pauline, las montañas y el mundo.

“Siempre hay una parte de mí que es reservada, y no tengo ni idea de cómo NO CURVES me resumió tan bien. Tiene esa increíble habilidad de mirarme con una lente más amplia: desde mi vida deportiva hasta yo como mujer. Fue fascinante conocer su perspectiva externa. Ha hecho una ingente cantidad de trabajo para ver realmente lo que hay en mi interior y lo que tengo cerca de mi corazón.”

“Montar en una bicicleta en la que has contribuido, es un gran privilegio. Realmente aumenta mi confianza, ya que también es una parte de mí y muestra un lado que la gente no ha visto antes. A menudo, solo se ve a los atletas desde fuera, pero no todo se reduce al rendimiento.”

5 cosas que deberías saber: 

- La vibrante paleta de colores aprovecha las franjas del arco iris, que representan todos los continentes, y el carácter fogoso de Pauline.

- Además de un guiño al terreno natural de las bicicletas, las montañas deconstruidas en la unión del tubo diagonal y el tubo de sillín representan el nuevo reto con BMC, los altibajos del deporte y lo fácil que es pasar de uno a otro.

- La pantera que hay en el tubo de dirección representa a Pauline: supertranquila por fuera pero con una rabia interna lista para desatarse el día de la carrera.

- El logotipo de BMC se mantiene fiel a su ADN en el tubo diagonal, en la parte inferior del cual hay una discreta firma de NO CURVES. El nombre de Pauline aparece en las vainas.

- Garantizar el pleno cumplimiento de las franjas de los Campeones del Mundo UCI fue algo por lo que valió la pena sudar y que se adaptaba bien al enfoque de arte del vinilo de NO CURVES. Por ello, cada franja tiene 8 mm de ancho.

“No sé de dónde ha salido este lado creativo mío durante el proceso. No creo que sea una persona muy creativa. Pero me lancé a ello y descubrí que quizás tengo más vena artística de lo que pensaba.”